Coalco, reformas e interiorismo en Elche y Alicante | Los mejores colores para pintar nuestra casa
4324
post-template-default,single,single-post,postid-4324,single-format-standard,ajax_updown_fade,page_not_loaded,

BLOG

Los mejores colores para pintar nuestra casa

23 Nov 2016, Publicado por admin en Trucos y Consejos
Los mejores colores para pintar nuestra casa

A veces necesitamos renovar el entorno para sentirnos mejor. Es el momento en que decidimos darle un nuevo aire a nuestra casa, con una pequeña o gran reforma o con un simple y efectivo lavado de cara.

Cambiar el color de las paredes es una de las acciones que mejores resultados tienen en este sentido. El paso del tiempo, los pequeños desperfectos que causan nuestras rutinas o la búsqueda de una sensación de limpieza y renovación son motivos suficientes para decidir hacerlo.

El problema llega cuando tenemos que optar por los mejores colores para cada estancia. Es una decisión importante porque perdurará en el tiempo y su resultado nos acompañará durante nuestro día a día. Por eso, es mejor tener en cuenta algunos aspectos generales, a la hora de decidir los colores y tonos para cada estancia. El objetivo es conseguir un resultado agradable, con estilo, que cree ambiente y, sobre todo, que nos guste.

Recomendaciones para escoger los colores de tus interiores.

Para las estancias compartidas, como el salón, el comedor, los recibidores o los pasillos, es mejor escoger siempre tonos neutros y claros que nos den sensación de confort y calidez.

En el caso del salón, donde pasaremos muchos y largos ratos en familia o con amigos, suelen dar buen resultado colores como el gris o el beig, así como tonos suaves de marrón. La idea es generar un ambiente acogedor y cómodo, que invite al bienestar.

En estos casos, la monotonía cromática se puede romper pintando una de las paredes en un tono algo más oscuro, o instalando elementos decorativos de colores más fuertes, como cuadros, vinilos o elementos del mobiliario. Lo importante es tener una base cromática que nos permita jugar con el resto de los accesorios de la decoración.

Para los dormitorios, recomendamos tonos muy claros y simples, como el blanco o el color arena. Aportan serenidad y combinan con cualquier decoración, con todos los materiales y con una gran variedad de textiles. Además, cambiando cada cierto tiempo los complementos también variarás el efecto decorativo sin necesidad de volver a pintar. Aquí también puedes jugar a pintar la pared del cabecero de la cama de algún otro tono, que rompa la monotonía: grises, ocres, burdeos…

No obstante, los dormitorios son todo un mundo y merecen que les prestemos especial atención. No es lo mismo una habitación infantil que el cuarto para el descanso de los adultos. Así que, analicemos en profundidad estas posibilidades.

Combinar colores en un dormitorio de adultos.

Si te gusta la decoración, seguro que te encantará jugar con los colores en las paredes de tu habitación. A la hora de decidirte, debes tener en cuenta el tamaño del cuarto y el estilo de tu decoración.

Si es luminoso, puedes combinar el blanco con algún tono verde oscuro para una de las paredes. El verde helecho o el verde oliva son psicológicamente colores calmos y se verán compensados con la luz que irradia el blanco. La clave está en incluir algunos tonos parecidos de verde en algunos elementos de la decoración, como telas o adornos.

Otra opción es combinar el gris y el azul, en sus tonalidades más neutras o claras. Darán sensación de frescura y relajación. En este caso, podrías pintar las paredes de algún tono bonito de gris. Este color está tan de moda en decoración que podríamos considerarlo el nuevo blanco. Te recomendamos escoger los tonos más claros y neutros, y combinarlo con elementos decorativos en azul cobalto o turquesa. ¡Nos encanta este tándem cromático!

¿Qué hacemos con las paredes del dormitorio infantil?

Pues jugar, inspirar, combinar e influir. Lo que elijas estimulará la imaginación y los juegos de tus hijos, así que dedica tiempo a pensarlo. En este caso obviamos las opciones monocromáticas y nos lanzamos a combinar colores, preferentemente en tonos pastel. Ya le daremos fuerza después con otros elementos decorativos.

Aquí lo más fácil es excluir, antes de decidir. Dejamos fuera los grises, marrones, negros, rojos y amarillos por razones obvias y buscamos en la paleta las versiones más suaves de los azules y verdes, y las mil posibilidades del rosa para las niñas. Combina hasta 3 colores o tonos y el resultado será efectivo, creativo y resultón.

En COALCO podemos asesorarte sobre nuevas opciones y tendencias para pintar o reformar tu casa. Cuéntanos tu idea y le daremos forma. Hacemos espacios habitables, cómodos y funcionales, buscando siempre la mejor relación calidad-precio. Déjanos asesorarte.

Publica un comentario